martes, 13 de junio de 2017

EL PROFESOR/DETACHEMENT


"Queridos amores, mis más preciados hijos, 

Apenas esta mañana parecía que podíamos estar juntos de nuevo a pesar de todo. Ahora, eso no puede ser, pero yo quiero que ustedes conozcan todo lo que yo he llegado a conocer. 
Desafortunadamente, sólo estoy escribiendo simples palabras; el resto, la vida se los tendrá que enseñar, así como a mi me enseñó. Al principio, claro, llorarán amargamente por nosotros, pero no deben llorar por siempre. Ese será nuestro consuelo, y también será el de ustedes. Y eventualmente, sabrán que la vida, vale la pena ser vivida. Consuélense ahora, a pesar de que estamos tan cerca de la muerte, sabiendo que el verdugo no mata nuestra convicción, nuestra convicción lo derrota a él. La vida, también tiene que enseñarles que la bondad no florece en medio de la maldad; que la libertad y todas las cosas que harán que exista una vida llena de satisfacción y que valga la pena vivir, algunas veces pueden costar muy caro. Consuélense entonces, sabiendo que nosotros estamos serenos y con un gran sentido de comprensión, comprensión de que la civilización aún no progresa al punto de entender que no se puede mejorar la vida quitando la vida a otros; y que estamos tranquilos al tener la certeza de que otros cuidarán, por nosotros, de ustedes. Deseamos haber tenido la gran alegría y gratificación de haber vivido nuestras vidas con ustedes.  Su padre, quien está conmigo en estas últimas horas, les manda todo el amor que está en su corazón para sus queridos hijos. Siempre recuerden que somos inocentes y no tenemos nada malo en la consciencia." 
Los abrazamos y besamos con todas nuestra fuerza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario